10 de marzo de 2007

Capítulo 45

Volvimos a despertarnos tarde y cuando Midori y yo bajamos a la sala era ya casi la hora de comer y la familia estaba reunida para un almuerzo en común.

El timbre de la puerta sonó y mi padre fue a abrir, regresando a la sala seguido de Dianne, aquella inesperada visita puso un punto de crispación en el ánimo de los presentes y tan sólo yo conservé la calma.

_He pasado un momento para conocer a tu esposa, ayer no volví a verte en la fiesta _dijo ella después de saludar.


_Ven, Midori _pedí yo sacando a mi mujer de la protección del grupo_ Os presentaré.


Midori avanzó hasta donde yo estaba y se quedó a mi lado.


_Ésta es Dianne Lewis. Dianne, mi esposa, Midori _en el rostro de Dianne se evidenciaba la sorpresa. Se acercó para besar a Midori, pero ella le alargó la mano, haciendo una ligera reverencia.


_Bien, he de irme. Me he alegrado mucho de veros. Feliz año _nos deseó Dianne nerviosa y se encaminó a la puerta.


Yo la acompañé hasta la calle y al volver a la sala noté el alivio general. Jane tomó la iniciativa y nos devolvió a la normalidad.


_Mañana iremos de compras. ¿Qué te parece, Midori? _le propuso a ella y a las demás mujeres.


_Te lo agradezco _le respondió Midori a mi hermana_ Me gustaría comprar algunos regalos para mi familia.


Comimos y charlamos distendidos, satisfechos de que el nubarrón que se había cernido sobre nuestras cabezas no hubiera tenido mayores consecuencias.